¿Es más caro pagar un crédito obtenido en internet?

Los bancos han tenido un cambio drástico con el paso de los años. Se podría decir que muchos de los cambios dentro del sector bancario se deben al surgimiento de internet como un medio de comunicación.
Internet es una ventana de oportunidades para los emprendedores y para las personas que desean hacer negocio. Es posible encontrarse con una nueva modalidad de bancos en la red, los bancos online o instituciones bancarias con plataformas digitales.
Los nuevos bancos digitales permiten obtener servicios bancarios de manera rápida, y sin tener que movilizarse del hogar. Se podría decir que todo es beneficio con este tipo de bancos, pero como todas las cosas, hay un lado oscuro que debe ser tomado en cuenta.

Créditos al instante

Los bancos digitales son instituciones bancarias comunes, que se diferencian por tener una mayor flexibilidad a la hora de entregar créditos. Es posible obtener respuesta de la institución bancaria en poco tiempo, a veces en cuestión de minutos.
Los créditos online son de muy bajo valor, pocas veces logran superar los seis mil dólares, pero esto no quiere decir que no se pueda sacar provecho con estos servicios. Es posible tener una línea de crédito instantánea y cuando se paga un crédito, se hace solicitud para uno nuevo.

Los beneficios tienen un costo

Los beneficios de los créditos rápidos de internet y sin muchos trámites burocráticos tienen un costo.
Se puede obtener un crédito online en poco tiempo y sin muchos trámites, pero a cambio se cobra un alto interés por este crédito, un interés que supera lo establecido por los bancos tradicionales. La persona puede ver como la tasa de interés de los créditos digitales, en comparación con los tradicionales, puede superar los cuatro puntos porcentuales en el mejor de los casos.

Como no hay garantías de devolución del crédito, los bancos exigen un alto interés a cambio.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Topes para el estacionamiento

Patatas rellenas de atún